Historia

Origen de la Bodega Los MAERAS

La Bodega LOS MAERA tiene su origen en la vieja taberna del mismo nombre que existía en el mismo lugar (calle Luna, nº 2 de El Puerto de Santa María). Como escribe Enrique Pérez Fernández en www.gentedelpuerto.com, “tal vez su origen se remonte, al menos, al siglo XVIII de ser ésta la taberna que documentos de 1771 sitúan frente a la hoy inexistente capilla de Las Galeras”. En ese año “estaría dicha taberna explotada por Gaspar Sequillo, local que a la altura de 1804 se había convertido en un freidor de pescados (freidera o fritura lo llamaba entonces) de Antonio Fuentes. En 1894, convertido nuevamente el local en una taberna que regentaba el montañés Gabino Quijano, se llamaba La Zorra (nombre que en 1869 tenía un freidor situado en la Plaza de Los Jazmines esquina a Larga, en 1896 también propio de Gabino Quijano). A finales de los años 20 del siglo pasado el propietario del negocio era Francisco Matiola. Poco tiempo después, ‘los Giles` , en concreto la viuda e hijos de Antonio Gil Hidalgo se hicieron cargo del establecimiento”.

LOS MAERAS copia

En 2004, el local que ya era propiedad de tres familiares de los Giles, fue arrendado totalmente reformado y explotado como La Garnacha, para ser rebautizado nuevamente en el año 2011 como El Carabén. Años más tarde, en 2014 el establecimiento es nuevamente reformado y es llamado como Bodega La Casona – Antiguo Los Maera, adoptando sólo en parte su nombre originario.

Aunque no lo conocemos con certeza, parece ser que el nombre Los Maera tiene su origen en homenaje a los toreros trianeros Maera y Maera II, apodos de los hermanos Manuel y José García López

En 2015 el negocio comienza una nueva andadura, siendo explotado por uno de los nietos de Victoriano Gil (David Álvarez Gil), quien queriendo homenajear a su abuelo ha recuperado el nombre de antaño: LOS MAERA

1

De izquierda a derecha: Eduardo Lojo, con 14 años; Antonio Gil “el Gafa”, propietario del establecimiento, hijo de Vitoriano Gil García; Alfonso Sánchez, primo de Antonio Gil y Antonio Rojas Ruiz, camarero de la antigua Tienda de Rueda. Foto de finales de la década de los cincuenta del siglo pasado. (Foto: Colección María Lojo).